Provincia

Provincia (452)

Representantes y trabajadores y trabajadoras de CCOO se han concentrado hoy ante la sede del sindicato dentro de la Semana Europea de la Salud y la Seguridad en el Trabajo que se viene celebrando desde el pasado lunes para denunciar el incremento de la siniestralidad laboral. En Córdoba, hasta agosto (últimos datos disponibles) se han producido 7.047 accidentes laborales, 700 más que en el mismo periodo del 2018, lo que representa un incremento del 11,03%. Por desgracia, en Córdoba hay que lamentar hasta la fecha cinco muertes en accidente laboral, así como 79 accidentes graves.  

CCOO manifiesta su indignación ante la dinámica absurda e inhumana que está implantada en el mundo del trabajo actual, en el que las personas trabajadoras son usadas como piezas de una empresa que se pueden usar y tirar, son una variable económica más a la que exprimir toda la rentabilidad sin tener en cuenta que deben estar en el centro de las decisiones empresariales.

Por eso, el sindicato considera que es el momento de decir “No más excusas, la salud en el trabajo lo primero” y por ello, hoy se ha concentrado al unísono en todas las capitales de provincia de Andalucía en un acto de denuncia y de solidaridad con las 300 personas que sufren accidentes laborales diariamente en Andalucía, y por las muchas personas que diariamente contraen enfermedades laborales a quienes

En el marco de esta Semana Europea de la Seguridad y Salud en el Trabajo CCOO quiere reivindicar que las muertes se pueden evitar y que el aumento de la actividad laboral no tiene por qué estar unido a que más personas trabajadoras fallezcan o enfermen. Se viene sufriendo una escalada inadmisible de la accidentabilidad mortal y un ocultamiento permanente de las enfermedades profesionales y esto no es casual sino causal porque esta tendencia lleva ocurriendo desde la puesta en marcha de la reforma laboral de 2012.

La seguridad y salud laboral está inevitablemente unida a la calidad del trabajo y desde CCOO se da la voz de alarma sobre la precarización de las condiciones laborales que ha supuesto la aplicación de la reforma laboral durante estos 7 años, con una generalización fraudulenta de la contratación temporal situada en un 96%, la tasa de temporalidad más alta del país, la rotación, que es el número de contratos por el que pasa una persona a lo largo de un año, es de casi 7 contratos por persona en Córdoba, mientras que los salarios han subido escasamente un 1% en los últimos 5 años. Esto unido a los incumplimientos sistemáticos en la legislación sobre prevención de riesgos laborales está provocando esta escalada de siniestralidad que de no ponerle freno podría tildarse de masacre laboral.

Esta situación tiene responsables: el empresariado que hace dejación de su responsabilidad de garantizar un trabajo seguro y la administración que se olvida de sus funciones de vigilancia y promotor de unas buenas condiciones de trabajo en nuestras empresas. Con esta concentración CCOO le dice al empresariado que deje de incumplir sistemáticamente la normativa laboral y en materia de prevención de riesgos laborales y que deje de anteponer lo económico por encima de la salud y la vida de las personas y le dice al gobierno de la Junta de Andalucía que deje de mirar a otro lado y ejerza el liderazgo que debe como Administración en materia de prevención de riesgos laborales.

En este sentido, CCOO insiste en que la Junta de Andalucía debe poner en marcha acciones más contundentes para controlar los incumplimientos: reforzar el asesoramiento del personal técnico habilitado de la Junta de Andalucía en materia de prevención, poner en marcha un plan de choque de visitas a las empresas a través del Instituto Andaluz de Prevención de Riesgos Laborales, reforzar la ejecución de las sanciones a empresas en materia de prevención y exigir que se refuerce la inspección de trabajo en Andalucía. Con esto debemos acabar con la impunidad empresarial que disfruta actualmente el empresariado incumplidor al que le sale más rentable no proteger a sus personas trabajadoras y poner en riesgo sus vidas que cumplir la ley.

Por último, el sindicato remarca que a través de la representación sindical, las condiciones de trabajo mejoran y la prevención funciona. Las personas trabajadoras necesitan y deben exigir un trabajo seguro y el derecho a participar en la empresa en todas las decisiones que afecten a sus condiciones laborales y su salud. No es aceptable ninguna excusa para no tomar las medidas preventivas necesarias, ni escatimar recursos para garantizar la seguridad y la salud de las personas que trabajamos, en definitiva, es inaceptable incumplir la ley. Desde CCOO el compromiso es trabajar y luchar para que este aumento de la siniestralidad no continúe en el 2020.

CCOO denuncia que faltan al menos 25 docentes de Educación Secundaria Obligatoria  (ESO) en los centros escolares que imparten el primer ciclo de esta etapa educativa, los llamados centros CEMIDE, es decir, aquellos que mantuvieron los dos primeros cursos de Secundaria tras la reordenación educativa que convirtió el antiguo 7° y 8° de EGB en 1° y 2° de ESO. En la provincia de Córdoba existen 28 centros CEMIDE que cuentan con entre 5 y 8 docentes.

El responsable de Pública Docente de la Federación de Enseñanza de CCOO de Andalucía, Patricio Pérez, explicó en rueda de prensa que el profesorado que daba 7° y 8° quedó adscrito a Secundaria pero algunos centros, por las especiales características de su alumnado o por ubicarse en zonas desfavorecidas o pequeñas poblaciones, mantuvieron a este profesorado ofertando el primer ciclo de ESO.

Este profesorado debería contar con 18 horas lectivas, pero en la provincia de Córdoba, y solo en ella, la Delegación ha decidido que sean 21 horas, como los docentes de Infantil y Primaria. "La trampa es que a la hora de diseñar y organizar el número de profesores que debe tener un centro de Secundaria se dividen las horas globales entre 18 y el número qué sale es el número de profesores que tiene que haber. Pero no se está haciendo así, sino que se están tomando las 21 horas como referencia, con lo que se supone que se necesitan menos profesores, cuando no es cierto", explica Pérez.

El responsable de Pública Docente de CCOO Enseñanza de Córdoba, Francisco Cobos, insistió en que "lo que se está haciendo es un recorte encubierto de la plantilla de profesorado en la enseñanza pública en la provincia de Córdoba" y esto afecta a la calidad de la enseñanza y repercute, sobre todo, en los alumnos con necesidades específicas de apoyo educativo (ANEAE).

En este sentido, la delegada sindical Eva Rodríguez volvió a reiterar la falta de recursos de especialistas de pedagogía terapéutica (PT), audición y lenguaje (AL), interprete de lengua de signos y técnicos de inserción social (PTIS). Rodríguez puso algunos ejemplos sangrantes en la provincia. Así, en el IES Fernando III de Priego la PT atiende a 34 alumnos ANEAE de Secundaria y la PT del IES de Moriles la mandaron un día a la semana al IES de Benamejí a atender a 10 alumnos y la semana pasada le comunican que deja Benamejí y debe ir a un CEIP de Rute. Además, en el IES Nuevas Poblaciones de La Carlota y en el IES Maestro Eloy Vaquero siguen sin maestro de AL habiendo niños diagnosticados.

Para CCOO, la atención a la diversidad se queda en buenas intenciones pero siempre pasa lo mismo, que los más desfavorecidos , los que más lo necesitan pues son los que menos atención tienen por una mala gestión de la administración".

CCOO no comprende porqué se produce esta situación en la provincia de Córdoba. "Quizá es que la delegada, que siguen sin recibirnos, considera a los niños de Córdoba de segunda clase o ella no sabe tal vez exigirle a la Consejería los cupos necesarios precisamente en los centros CEMIDE que por las necesidades que presentan tendrían que tener más recursos" apostilló Patricio Pérez

 

El Sindicato Provincial de Enseñanza de CCOO de Córdoba informa de que el Consejo de Gobierno ha autorizado la modificación del Decreto que establece la estructura de la Consejería de Educación y Deporte. Según informa la misma Junta de Andalucía, el nuevo Decreto recogerá, entre otras cuestiones, la extinción del Instituto Andaluz de Enseñanzas Artísticas Superiores que creó la Ley de Educación de Andalucía (LEA).

El secretario General del mencionado sindicato provincial, Antonio Sánchez, recuerda que “este Instituto fue creado en virtud de la LEA --una ley aprobada con gran consenso--, tras un trabajo concienzudo por parte de la comunidad educativa de los estudios artísticos superiores, pero, que desafortunadamente, se dejó en el olvido por parte de las distintas Administraciones educativas andaluzas”. “Este órgano debiese haber sido utilizado para avanzar en la adscripción y posterior integración de estas enseñanzas en la Universidad –camino que queda despejado en la LOMCE--, e incluirse así de pleno derecho en el Espacio Europeo de Educación Superior”, remarca el responsable sindical.

Desde CCOO se critica que adscribir estos estudios, extinguiendo este instituto, a la Dirección General de Ordenación y Evaluación Educativa, además de requerir la modificación de la LEA en el Parlamento andaluz, retraería estos estudios más de una década. “El avance que requiere esta formación debe serlo para caminar hacia la universidad y esta medida, por el contrario, los devolvería al pasado, tal como parece que la Junta de Andalucía pretende hacer con la educación andaluza”, indica Sánchez.

CCOO señala que, de pretender el Ejecutivo andaluz extinguir este Instituto mediante un “decretazo”, actuaría legalmente. Así, contrariamente a lo que la Junta de Andalucía pretende hacer, el sindicato reclama un debate sobre el futuro de estas enseñanzas para que se ubiquen en el Espacio Europeo de Educación Superior y en lo que el Instituto Andaluz debiese jugar un papel fundamental.

No obstante, Sánchez añade que “si la Consejería de Educación desea realizar una modificación que afecta a la LEA, debe ceñirse a sus obligaciones legales debatiendo esta cuestión, en primera instancia con la comunidad educativa, especialmente con su profesorado a través de sus representantes legales, y, posteriormente, en el Parlamento de Andalucía, pues el Gobierno andaluz del Partido Popular, Ciudadanos y Vox, en un estado de derecho, debe cumplir la Ley”.

 

La Sección Sindical de CCOO en el Consorcio Provincial de Prevención y Extinción de Incendios ha presentado hoy un escrito en el que vuelve a reclamar la instalación de desfibriladores externos semi automáticos (DESA) en todos los parques de bomberos de la provincia.

El sindicato recuerda que la parada cardiaca es inesperada, afecta por igual a ambos sexos y se puede presentar a cualquier edad. El uso de un DESA, en combinación con la aplicación inmediata de reanimación cardiopulmonar (RCP), es la única forma de tratamiento para alguien que ha sufrido una parada cardiaca. De hecho, si se usa dentro de los 3-5 minutos posteriores al colapso, las posibilidades de supervivencia de la persona aumentan del 6 al 74%. Esta efectividad disminuye muy rápidamente, concretamente por cada minuto de retraso en desfibrilar se reduce la supervivencia en un 7-10%, de forma que después de 10 minutos las posibilidades de sobrevivir son mínimas.

Se estima que cada año se producen en España más de 24.500 paradas cardiaca, lo que equivale a una media de una cada 20 minutos, ocasionando cuatro veces más muertes que los accidentes de tráfico.

Los bomberos, como primeros intervinientes en múltiples situaciones de emergencia, se pueden ver en situaciones en las que deban atender tanto a víctimas de paradas cardiacas como a compañeros que puedan sufrir algún accidente en el desempeño de sus funciones, lo que en opinión de CCOO justifica la necesidad de contar con el conocimiento teórico-práctico y el material oportuno sobre soporte vital básico (SVB).

Además, recuerda el delegado de CCOO en el Consorcio, Antonio Mellado, dentro del Plan de Calidad para el Sistema Nacional de Salud se recoge la necesidad de “proporcionar asistencia in situ con capacidad de desfibrilar en el menor tiempo posible, y proporcionar transporte rápido al hospital con personal capacitado y equipamiento adecuado”.

Por otra parte, CCOO considera un agravio comparativo inaceptable que mientras en el centro de trabajo del personal de administración del Consorcio, la gerencia y la dirección técnica sí se dispone de un DESA, los bomberos que se enfrentan a situaciones de estrés cardiaco alto y emergencias donde lo puede requerir la ciudadanía en cualquier punto de la provincia, no dispongan de ellos.

Por todo ello, CCOO reclama la dotación de un DESA para cada uno de los parques de bomberos de la provincia, como ya disponen otros servicios de bomberos de Andalucía, así como la inclusión dentro de los planes de formación continuada del preceptivo curso de capacitación y posterior reciclaje anual, impartido por la institución sanitaria pertinente.

La Secretaría de Empleo de CCOO de Córdoba ha puesto en marcha, en el marco del programa Mejora de la Empleabilidad III del acuerdo de concertación Compromiso por Córdoba con la Diputación cordobesa, el proyecto ‘Promoción de la Conciliación y la Corresponsabilidad’, un proyecto que como explica el secretario de Empleo de CCOO de Córdoba, Manuel Merino, persigue “sensibilizar en materia de igualdad, conciliación y corresponsabilidad como cuestión fundamental para acabar con la discriminación laboral que sufren las mujeres”.

La desigual dedicación de mujeres y hombres a las tareas de cuidado se convierte en un elemento central que sostiene y refuerza la situación de discriminación laboral de las trabajadoras respecto al acceso y mantenimiento del empleo, formación, retribución y en el reconocimiento y promoción profesional. Por ello, este proyecto pretende incidir en la consecución de la igualdad social a través de la información y promoción sobre la importancia de la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres y sobre cómo la falta de conciliación y corresponsabilidad de la vida laboral, familiar y personal perjudica gravemente el desarrollo profesional y personal de las mujeres.

Según la Encuesta de Empleo del Tiempo del INE, mientras las mujeres dedican 4 horas y 7 minutos al hogar y la familia, los hombres no llegan a las 2 horas (1h y 54 minutos). Sin embargo, ellos utilizan 5 horas y 23 minutos para tiempo libre mientras que ellas dedican casi una hora menos (4 horas y 32 minutos). Si nos fijamos en las excedencias por cuidado de hijos, en 2017 en Córdoba las mujeres solicitaron 4.469 excedencias frente a las 360 de los hombres.

“Estas cifras demuestran la necesidad de trabajar de manera trasversal e integral para lograr una mayor igualdad entre mujeres y hombres en materia de conciliación y corresponsabilidad”, apunta el responsable sindical quien remarca que “la conciliación en las empresas y la corresponsabilidad de hombres y mujeres en el trabajo reproductivo constituyen dos estrategias fundamentales para erradicar desigualdades de género y las discriminaciones sexuales en el mercado de trabajo y en la sociedad”.

El proyecto se desarrollará a través de charlas/debate y sesiones formativas impartidas en empresas para asesorar sobre las políticas de igualdad y las medidas que pueden implementarse en los convenios colectivos y en las empresas para mejorar la conciliación, así como para aprender a detectar situaciones y conductas contrarias a la igualdad de oportunidades y el respeto a la dignidad de las personas. También se darán a conocer las medidas recogidas en la Ley de Igualdad sobre derechos laborales específicos de las mujeres víctimas de violencia de género o la mejora de la seguridad de las mujeres embarazadas, entre otras cuestiones. Para ello, CCOO ha elaborado una guía informativa que recoge las principales medidas de conciliación e igualdad.

Asimismo, se desarrollarán charlas informativas en distintas localidades de la provincia abiertas a todos los trabajadores y trabajadoras, tanto en situación de desempleo como empleados y empleadas.

El Sindicato Provincial de Enseñanza de CCOO de Córdoba ha denunciado el cierre de 120 unidades en centros escolares de Infantil y Primaria en la provincia en los dos últimos años. Así lo recoge un estudio llevado a cabo por la Federación de Enseñanza de CCOO de Andalucía que refleja cómo se han venido perdiendo líneas en la última década –más de 2.000 en toda la comunidad autónoma-, especialmente, en estos dos últimos años, en los que se han suprimido casi un millar de unidades en toda Andalucía.

El responsable de Pública Docente de CCOO de Córdoba Francisco Cobos afirmó en la presentación de este estudio que “la Junta achaca esta decisión política, porque no deja de ser una decisión política y de gestión, a la importante bajada de natalidad” cuando para el sindicato dicha bajada no debía traducirse en una pérdida de unidades escolares sino en una mejora de la atención al alumnado con una bajada de ratio.


En este sentido, el responsable sindical remarcó que “no podemos permitir que se desmantele la enseñanza pública en Andalucía” y “tenemos que mejorar las condiciones de vida de la población infantil y de Primaria en sus centros educativos y avanzar hacia una enseñanza pública y de calidad”. Por ello, CCOO defiende una ratio máxima de 20 alumnos por aula para Infantil y Primaria y de 30 para Secundaria y Bachillerato.

“Los casos son sangrantes”, aseguró Cobos quien puso algunos ejemplos de la política de la Consejería de Educación: En Fuente Palmera se logró revertir el exceso de ratio pero en Nueva Carteya siguen con 26 alumnos por aula “lo cual incumple la propia norma de la Junta”. Se puede mencionar las precarias condiciones de los docentes de los colegios rurales. Se han cerrado líneas en el Centro Público Rural (CEPR) de Iznájar Sur y en el de Iznájar Norte han quitado a un maestro especialista de música, con lo que profesorado no especialista tiene que impartir esa materia con una consecuente pérdida de la calidad de la enseñanza”.

“Tenemos también crónicas de una muerte anunciada como es el colegio Moreno Pedrajas en Villanueva de Córdoba, que es un colegio a extinguir. Las líneas han ido cerrando paulatinamente y es un colegio que va a cerrar en cuestión de un par de cursos”, explicó Cobos quien aseguró que este problema se da también en la capital cordobesa, “sobre todo en las barriadas periféricas: Encinarejo, Santa Cruz, Alcolea, etc., donde se están perdiendo o unificando líneas”.

Sobre la unificación de líneas, el responsable de Pública Docente remarcó que en el caso de Infantil, un mismo profesor da clase a niños de 3, 4 y 5 años, con necesidades educativas diferentes. “No es ya que se pierda empleo, sino que el que se queda tiene que hacer encaje de bolillos para atender a su alumnado con una mínima calidad”.

Los alumnos con necesidades educativas especiales sufren con más rigor si cabe los recortes en el sector educativo. “No puede ser que tres alumnos con síndrome de down en el CEIP Azahar de Villarrubia tengan solamente dos horas de Pedagogía Terapéutica (PT) semanales. Es una absoluta vergüenza que la Junta de Andalucía no se puede permitir”, criticó Francisco Cobos que volvió a denunciar la falta de Personal Técnico de Integración Social (PTIS), como ocurre en el colegio Cervantes de Espejo, que comparte PTIS con el de Santa Cruz, en donde además se ha unificado la línea de Infantil.

“Es absolutamente mentira que la Junta haya duplicado recursos, los han dividido”, hizo hincapié Cobos quien puso como ejemplo la situación de una maestra de Audición y Lenguaje (AL) que trabaja semanalmente 10 horas en el CEIP de Encinas Reales, 2 horas en Las Navas del Selpillar (Lucena), y completa con 11 horas en el IES Marqués de Comares de Lucena. También hay AL compartida entre La Rambla y La Montiela (Santaella).

Por otra parte, Manuel Luna, también responsable de Pública Docente de CCOO de Córdoba, denunció la pérdida de empleo que se viene produciendo no solo por la supresión de unidades, sino también por la eliminación del Grupo 14 de maestros, grupo destinado a contar con profesorado para sustituir a los maestros que, en ocasiones, por alguna causa faltasen en los centros. Al eliminar al profesorado sustituto, el profesorado del programa de refuerzo (Grupo 13) se ve obligado a cubrir las ausencias, con lo que no puede realizar las funciones que realmente tiene encomendadas. “Esto quiere decir que aquellos niños que están recibiendo el refuerzo para atender la diversidad en los centros quedan desatendidos”, puso de manifiesto el responsable sindical.

El cierre de unidades escolares, además, está reduciendo las oportunidades de colocación del profesorado interino, porque cuando cierran un aula el profesor se reubica y hay menos vacantes. “Así es imposible llevar a cabo la exigencia de la UE de bajar la interinidad del 23 al 8%”, recalcó Luna quien exigió “a los gobernantes, sean del color que sean, para que las leyes se cumplan, los niños se atiendan y para que la enseñanza sea de calidad, como dicen nuestras leyes”.

Por último, los responsables de CCOO criticaron que la delegada provincial de Educación, Inmaculada Troncoso, aún no haya recibido al sindicato, que cuenta con casi 2.000 afiliados en el sector.

 

 

El Sindicato Provincial de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO de Córdoba denuncia que la situación de bloqueo en contrataciones de profesionales sanitarios y de gestión y servicios en la provincia de Córdoba tras el periodo vacacional es “alarmante”, y está suponiendo una pérdida de puestos de trabajo, con la consiguiente repercusión en la calidad y asistencia sanitaria que por derecho debe recibir toda la ciudadanía cordobesa.

El secretario General del mencionado sindicato provincial, José Damas, aclara  que el anuncio de las 1.800 nuevas contrataciones para toda Andalucía que realizó este viernes el Consejero de Salud, Jesús Aguirre, viene a dar cobertura a las nuevas contrataciones que estaban prevista a partir del 1 de octubre, tanto de renovaciones de contratos actuales de 6 meses, como de nuevas vacantes existentes y ocupadas hasta ahora por contratos eventuales, y que en la mayoría de los centros de la provincia no se han realizado en su totalidad, realizándose solo una media del 50% de los puestos que estaban pendientes de renovar o de consolidar como puestos interinos vacantes. En este sentido Damas, asegura que “es vergonzoso que se paralice miles de puestos de trabajo en todo Andalucía y ahora se nos pretenda vender que se van a incorporar miles de nuevos contratos en el SAS”.

A nivel de toda la provincia se han bloqueado contratos de larga duración “vacantes” argumentando la administración sanitaria que están realizando un estudio de plantilla, con el fin de centralizar laboratorios y almacenes, incidiendo esta medida en la paralización de vacantes en las categorías de celadores, personal administrativo y técnicos de laboratorio, y repercutiendo además en el resto de los servicios de los hospitales este bloqueo de contrataciones.

Respecto a la falta de personal en los centros hospitalarios en las categorías de celadores, enfermeras y técnicos cuidados auxiliares de enfermería (TCAE), “se  llega al punto de que no se sustituyen apenas las bajas por enfermedad, reducciones de jornada, vacaciones y permisos reglamentarios de este personal, lo que conlleva a que haya profesionales en el Reina Sofía que se les adeude más de 30 días de excesos de jornada, debido a la denegación de permisos solicitados, o por la anulación de descansos ante la falta de profesionales en los diversos servicios sanitarios”, critica Damas quien lamenta que “esta situación conlleva que se estén denegando permisos sin sueldo, periodos vacacionales, y por tanto, se agrave el problema de la sobre carga asistencial, aumenten las bajas por enfermedad o accidentes de trabajo, e incluso que aumenten los casos de agresiones, sobre todo en las habitaciones, consultas médicas o urgencias”.

Respecto a la repercusión de la falta de personal en los centros de atención primaria, la realidad es que se duplican muchos de los cupos a los médicos de familia, que hay TCAE, celadores conductores y auxiliares administrativos sin sustituir, técnicos especialistas en radiología obligándoles a cubrir varios centros de salud de distintos pueblos, y “como denunciamos recientemente en el distrito Córdoba, la atención sanitaria que se da en sábado para atender a los pacientes en domicilio o curas en centros de salud, pasan de 37 profesionales a solo 22; y el domingo de 10 profesionales a 6. Un 40% menos de plantilla, con lo que 28 profesionales tendrán que prestar todo el servicio del fin de semana para toda la ciudad de Córdoba”, remarca el responsable sindical.

CCOO critica estos recortes y bloqueo de contrataciones y exige a la Consejería de Salud que normalice la situación de falta de profesionales en la sanidad cordobesa. Al respecto, el sindicato ha hecho un llamamiento a los y las profesionales de la sanidad para que comuniquen todas las incidencias de sus servicios, y a la sociedad en general, para que presenten su reclamación por escrito en el correspondiente centro, ante la demora injustificada en la asistencia sanitaria debida a la falta de personal en su centro de salud o centro hospitalario.

La secretaria general de CCOO de Córdoba, Marina Borrego, asegura que “la precariedad laboral está lastrando el crecimiento y el desarrollo económico de la provincia”, que siguen dirigidos por las campañas del sector servicios, fundamentalmente. De hecho, en lo que va de año, los precios han sufrido un descenso del 0,7% en la provincia, una bajada que para el sindicato es indicativa “de la mala salud económica de las familias”.

La leve subida del IPC en septiembre (0,3%) viene arrastrada por el inicio de la campaña otoño-invierno del sector textil y del calzado, pero no “por una reactivación real del consumo en la provincia”. Si echamos un vistazo a la evolución de los precios en lo que va de año, “se ve que las familias tienen dificultades para cubrir las necesidades básicas. Han bajado los precios de alimentos y bebidas no alcohólicas, de vestido y calzado, de vivienda, luz, agua, gas y otros combustibles, y eso demuestra que las familias no tienen seguridad económica, y eso deriva de la falta de estabilidad en el empleo”, remarca Borrego.

Para CCOO, sin empleo estable y de calidad difícilmente se puede reactivar el consumo interno y alimentar la economía local. Para ello, se necesitan otras políticas de empleo, políticas que fomenten el empleo estable y de calidad y no la alta rotación que existe en la actualidad y se requiere también una mejor cobertura social de las personas desempleadas y políticas activas de empleo que permitan su reinserción laboral.

Medio centenar de representantes sindicales de CCOO han participado hoy en Córdoba en las jornadas ‘Buenas prácticas técnico sindicales en daños a la salud, gestión de las contigencias, gestión de la prevención y derechos sindicales’ que ha organizado la Secretaría de Condiciones de Trabajo y Salud Laboral de CCOO de Andalucía, cuya titular, Nuria Martínez, se encargó de inaugurar en el encuentro con una charla sobre la salud laboral en la actualidad que contó también con la intervención de la secretaria de Salud Laboral de CCOO Madrid Carmen Mancheño.

Durante las jornadas se abordaron las estrategias de intervención sindical en la salud laboral, y se presentaron cinco experiencias de la mano de otros tantos delegados y delegadas sindicales que hablaron sobre la gestión de la prestación por riesgo durante el embarazo, la prevención en la oficina, las trabajadoras jóvenes sindicalistas, prevención del cáncer y el efecto sobre la prevención que tiene en una empresa contar con representación de CCOO.

En este sentido, la secretaria General de CCOO de Córdoba, Marina Borrego, apuntó en la inauguración de las jornadas que la precarización del mercado de trabajo que se ha producido a raíz de la crisis “hace más necesaria que nunca la prevención de riesgos laborales” porque “las trabajadoras y los trabajadores se ven obligados a aceptar, en muchos casos, condiciones de trabajo que no garantizan su seguridad o su salud y eso no se puede consentir”.

Borrego recordó que en lo que llevamos de año se han producido ya 5 muertes en accidente laboral en la provincia de Córdoba. “Una sola muerte es demasiado y los sindicatos estamos cansados de ir a la Subdelegación a reclamar el cumplimiento de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales”, dijo e incitó a los participantes a salir a la calle, a ir a las empresas, allá donde estén las trabajadoras y trabajadores para informar y defender sus derechos a la salud y seguridad en el trabajo.

La secretaria de Mujer de CCOO de Córdoba, Mar Ávalos, recuerda a las empresas de más de 50 trabajadores y trabajadoras la obligación de establecer y aplicar un plan de igualdad. “Los planes de igualdad son una herramienta fundamental para hacer frente, desde las realidades más inmediatas de las empresas, a las desigualdades que aún persisten en el mundo del trabajo”, ha resaltado la responsable sindical que remarca que “tanto el Gobierno central como el autonómico deben impulsar el cumplimiento de la Ley de Igualdad garantizando la elaboración, registro y cumplimiento de los planes de igualdad”.

Para Ávalos, es lamentable que una administración como el Ayuntamiento de Córdoba aún no cuente con plan de igualdad, plan del que carecen la mayoría de las empresas municipales –solo Aucorsa y Sadeco ya lo han elaborado-, cuando las administraciones públicas debería ser ejemplo, además de garantes, del cumplimiento de la normativa.

Debido a la crisis y a las políticas regresivas y de austeridad, en la última década “ha empeorado la situación laboral de las mujeres, y las empresas y la propia administración pública se han cebado con las mujeres creando una bolsa ingente de mujeres con empleo hiper precario”, ha lamentado la secretaria de la Mujer quien insiste en que “una sociedad que desperdicia el talento femenino es una sociedad abocada al fracaso”.

De hecho, los últimos datos de empleo apuntan a que en Córdoba casi el 60% de las personas en desempleo son mujeres, una cifra que ha ido en crescendo en los últimos años.

Por ello, y junto a los planes de igualdad, Ávalos hace hincapié en la importancia de incluir cláusulas en los convenios colectivos sectoriales que fomenten la igualdad en las empresas y que permitan despenalizar el empleo femenino. “Las mujeres siguen siendo castigadas por ser madres, siguen siendo las que mayoritariamente piden reducciones de jornada para el cuidado de menores y personas dependientes, siguen siendo las que más contratos a tiempo parcial y temporales registran y todo eso lastra sus carreras profesionales y su independencia económica”, relata la representante de CCOO.

En este sentido, Mar Ávalos destaca los avances que se han logrado en sectores en los que tradicionalmente la mujer ha estado ninguneada, como el caso del campo o la construcción, en cuyos convenios colectivos CCOO ha logrado incluir cláusulas para el fomento de la igualdad.

Sin embargo, aún queda un largo camino por recorrer para lograr una igualdad real en el mercado laboral. “La brecha salarial sigue siendo una realidad que distancia a las mujeres de los hombres y que tiene efectos no solo sobre el sueldo, sino sobre otras cuestiones como prestaciones y pensiones”, indica la secretaria de Mujer.