Jueves, 08 Noviembre 2012 10:31

Francisco Zafra Contreras

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)
Francisco Zafra Contreras
Político y sindicalista, nació en Montilla en 1885. Hijo de familia campesina, desde muy joven se dedicó a las faenas de la agricultura. Político y sindicalista, su afán de superación le lleva a afiliarse a la "Casa del Pueblo" que fundara Francisco Palop Segovia, del que se hace discípulo y donde, con otros, crea "La Parra Productiva" destacando como buen organizador. Elegido como concejal por el Partido Socialista, amplía desde estos momentos su actividad en la organización sindicalista de la UGT. Trabaja activamente en los semanarios locales "Montilla Obrera" y "Fuerza y Cerebro" en los que ocupa el cargo de director. Participa en todas las acciones de la Casa del Pueblo en representación del Partido Socialista y la UGT y alcanza la secretaría de ambas organizaciones.
 

El 12 de Abril de 1911, tras las elecciones, es elegido alcalde de la ciudad, marcando un hito histórico al convertirse en el primer alcalde de talante socialista que llega a la presidencia de la corporación municipal de nuestra ciudad. En las elecciones a Diputados a Cortes de aquel mismo año obtiene el acta de diputado a las Constituyentes por la provincia de Córdoba y es nombrado miembro de la Comisión Parlamentaria del Instituto de Reforma Agraria, Vocal de la Federación de Trabajadores de la Tierra, en 1932, defendiendo varias ponencias en dicho congreso. En 1936 organizó la primera sociedad colectiva en Montilla denominada "El Alcalde" al amparo de la ley de Reforma Agraria.

El líder socialista y ugetista había dedicado gran parte de su vida al servicio de estas organizaciones, interviniendo no sólo en actos políticos y sindicales, sino en acción municipal, periodística y cultural. Fundó en la Casa del Pueblo de Montilla una escuela de Artes y Oficios que dejó de existir a causa de la Guerra Civil del 36. El Partido Socialista y la Unión General de Trabajadores fueron aquí en Montilla, hasta la desdichada guerra civil, la columna vertebral del socialismo de la campiña. Zafra fue el artífice, el propulsor y el alma de aquellas organizaciones. Su nombre irá unido a las conquistas sociales y políticas del movimiento obrero del primer tercio del siglo XX. Su afán de superación y el deseo de llegar al conocimiento de cuantas materias estudiaba, junto con sus sacrificios por el bien de la clase trabajadora, fueron lo que elevó la potencia organizativa de los obreros y su respeto por unas poderosas organizaciones que la guerra destruyó materialmente. Pero el espíritu de lucha y de conquista logrados, merced al esfuerzo de aquel hombre, quedó grabado para siempre en las posteriores generaciones de seguidores montillanos.

Su recto proceder, su honrada acción de socialista no impidió que su vida fuera truncada por la incomprensión. Zafra fue, indiscutiblemente, un líder de las mejor de las causas; deseó, sobre todo, la libertad, la justicia, la paz y la independencia. Murió fusilado junto a otros montillanos en Baena el 25 de Julio de 1936.
 
 
 
 
 

 

Visto 1369 veces