Martes, 23 Noviembre 2021 17:35

Día Internacional de los Derechos de la Infancia en el Hogar de Tardes Mamá Margarita.

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

El Hogar de Tardes Mamá Margarita es un espacio de protección donde 36 niños y niñas acuden cada tarde y en el que se trabaja para hacer valer los derechos de la infancia. El trabajo desde una perspectiva de buen trato y derechos constituye el día a día en el Hogar, cuyo objetivo es conseguir cambios reales y transformadores en la vida de los niños y niñas.

La conmemoración del 20 de noviembre es un día grande para el Hogar; no solo es un día para celebrar los logros conseguidos en desarrollo y buen trato hacia los niños, niñas y adolescentes, sino que también es un día para reflexionar sobre todo lo que aún queda por hacer para que la infancia, su cuidado, protección y participación, sean lo primero. Además, este año 2021 se han dado pasos importantes en materia de protección infantil, entre ellos, la aprobación de la “Ley de Protección integral a la infancia y la adolescencia frente a la violencia” en la que se sitúa a la infancia en el centro y trata de dar indicaciones para que las respuestas ante situaciones de violencia sean rápidas, efectivas y protectoras. Sin embargo, debemos seguir luchando para que no quede en papel mojado y los derechos de los niños, niñas y adolescentes sean respetados.

En este caso, coincidiendo con el décimo aniversario de la puesta en marcha del proyecto, se ha querido dar visibilidad a todo lo que cada día se hace en el Hogar. Así, por ejemplo, el grupo de mayores ha elaborado un manifiesto en el que ha reivindicado la necesidad de que sus voces sean escuchadas, tanto en sus familias y centros educativos, como en medios de comunicación y grupos políticos. La infancia y adolescencia tiene mucho que aportar y precisan de espacios de participación reales en los que sus propuestas también sean tenidas en cuenta. También, todos los niños, niñas y adolescentes del hogar, han participado en una performance en la que han expresado, a través de las palabras guía de la exposición conmemorativa del décimo aniversario del Hogar, que los derechos han de ser universales, respetados y que todos los días debemos seguir trabajando para que ningún niño o niña se vea privado de ellos. A través de este acto, cada niño y niña ha podido expresar su sentir, sus sueños y anhelos.  

Durante todo el mes de noviembre, se ha trabajado a través de cuentos, dinámicas, video-fórum, reflexiones, canciones, entre otros, para que todos los niños y niñas conozcan sus derechos y, por supuesto, sus obligaciones. En este sentido, una niña de 6 años reflexionaba, “tengo derecho a ir al cole, pero la obligación de aprender y respetar a mi seño y compañeros y compañeras”. Así, despertando un espíritu crítico y reflexivo, se trabaja cada día y desde que son muy pequeños en el Hogar.

También durante este tiempo, con la colaboración del Ayuntamiento de Montilla y de todos los centros educativos de la localidad, se ha disfrutado del IV Concurso de Cuentos organizado por la Fundación Social Universal, en el que todos los niños y niñas de cuarto de educación primaria de Montilla, han creado su propio cuento sanador y dibujo en el que han expresado sus sentimientos, vivencias y experiencias relacionadas con la vulneración de algún derecho, que tan afectados se han visto durante esta crisis sanitaria. Este año, el cuento guía aportado a los centros educativos ha hecho reflexionar sobre el derecho de todos los niños y niñas a una educación inclusiva y de calidad.

De todos los participantes, cuatro niños y niñas han quedado como finalistas del concurso y han podido asistir y participar en el acto organizado por el Día de los Derechos de la Infancia este lunes 22 de noviembre. En el trascurso del acto, el teniente alcalde delegado de Servicios Sociales, Juventud e Infancia, Valeriano Rosales, junto con un representante del Hogar de Tardes, han hecho entrega de un vale para utilizar en la compra de material de papelería y un diploma de agradecimiento por su participación.

Durante toda la tarde, los niños y niñas participantes pudieron disfrutar de una tarde de juegos, risas, gymkanas y pinta-caras, además de compartir conjuntamente con sus familias una merienda de convivencia después de tanto tiempo de pandemia.

Con ocasión de la celebración del décimo aniversario del proyecto, permanecerá durante estos días en las instalaciones del proyecto situadas en la Ronda del Canillo la exposición “10 años haciendo valer los derechos de la infancia”.

Visto 91 veces