Miércoles, 21 Marzo 2018 12:54

Los sindicatos mayoritarios de Correos anuncian movilizaciones si el Gobierno no garantiza la viabilidad de la empresa

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

CCOO, UGT, CSIF y Sindicato Libre, organizaciones sindicales que suman el 85% de la representación de los trabajadores y trabajadoras de Correos, han anunciado movilizacionesa partir del próximo mayo ante la ausencia clara de iniciativas del Gobierno para garantizar la viabilidad de la empresa pública y del servicio que presta a millones de ciudadanos y ciudadanas.

Los sindicatos denuncian el recorte de dos tercios en la financiación del Servicio Postal Universal (servicio público a la ciudadanía) en 2017, que ha quedado reducida a la irrisoria cantidad de 57 millones de euros, el bloqueo por parte del Gobierno del Plan Estratégico, la destrucción de 15.000 puestos de trabajo desde 2008, 200 de ellos en Córdoba, y la implantación de un modelo de empleo precario, con un peso cada vez mayor de la contratación temporal y a tiempo parcial.

La responsable de la Sección Sindical de CCOO en Correos, Eva Lara, recordó hoy en rueda de prensa que la empresa ideó un plan para adaptarse a la nueva situación comercial, con mayor presencia de las nuevas tecnologías y una creciente competencia por parte de las empresas privadas. Sin embargo, “este plan fue bloqueado por el Ministerio de Hacienda”, que es el propietario de Correos junto con la SEPI. “Este bloqueo se está convirtiendo en una privatización encubierta. Está descapitalizando lo público y cediéndolo a las empresas extranjeras”, prosiguió Lara quien insistió en que “el Gobierno no permite que la empresa se modernice, que se adapte al nuevo comercio y nos está arrinconando y convirtiéndonos en una empresa residual”.

Las empresas privadas que operan en España están respaldadas por sus respectivas empresas postales públicas. De esta forma, “la dejadez del Gobierno está provocando que todos los correos públicos europeos entren en España”.

Respecto al drástico recorte de financiación, que ha pasado de 180 a 57 millones de euros en 2017, el secretario de UGT en Córdoba para el sector postal, Federico Bernabé, afirmó que “si no logramos que den marcha atrás eso supondría una pérdida en los próximos años de entorno a 260 empleos más en la provincia de Córdoba, con lo cual quedaría diezmada la plantilla, quedaría en una tercera parte de lo que era hace ocho años”.

La falta de plantilla está afectando a los servicios. “Se ha perdido capacidad de ir a todos los domicilios diariamente tal y como nos exige la ley, se están perdiendo horas de atención al cliente, sobre todo en los entornos más rurales”, remarcó Bernabé quien aseguró que, en

algunas pequeñas poblaciones, se están llegando a prestar servicios de media hora, incluso menos.

Según los sindicatos, ya hay poblaciones afectadas como Cabra, Puente Genil, Pozoblanco, Palma del Río, Peñarroya-Pueblonuevo, Aguilar de la Frontera, Hinojosa, Villa del Río, Posadas, Baena, Priego de Córdoba, Fuente Palmera, Espejo, Dos Torres, La Carlota o Castro del Río, si bien son los núcleos pequeños los que más se están viendo afectadas, entre ellas, Torrecampo, Pedroche, Añora, El Viso, Villaralto, Santa Eufemia, Encinas Reales o Palenciana.

“Ante esta situación, la plataforma que en este caso componen CCOO, UGT y CSIF, quiere que el Gobierno desbloquee las negociaciones, que nos volvamos a sentar, que volvamos a negociar, que saquemos a Correos de esta zona de riesgo en la que nos encontramos ahora mismo”, dijo el delegado de Correos y responsable de EPE de CSIF, Juan de Dios Simón, quien señaló que los sindicatos exigen que se garantice el Servicio Postal Universal, que no se está cumpliendo, que se establezca una tasa de reposición de más del 100%.

Simón también recordó al Gobierno la firma del convenio, que está aparcado hace ya unos años, y “por supuesto, garantizar la condición de trabajo que ponga fin a esta creciente precariedad laboral que tenemos en Correos”, que ya ha demostrado que es una empresa que tiene potencial.

 

 

Ante la falta de respuesta a las demandas y propuestas sindicales tanto del Gobierno, como de SEPI -de quien depende Correos-, ante la previsible pérdida de 30.000 puestos de trabajo en todo el Estado a medio plazo, 260 en Córdoba y provincia, los cuatro sindicatos han adelantado un calendario de movilizaciones que se iniciará en mayo y que será gradual y creciente en el tiempo, sin descartar la huelga general, en tanto no se dé respuesta a la exigencia de medidas para garantizar la continuidad de la mayor empresa del sector postal público.

Cabe recordar que Correos es la mayor empresa pública del país con 57.000 trabajadores, unos 600 de ellos en Córdoba. El progresivo desmantelamiento al que la está sometiendo el Gobierno ha hecho que la empresa ocupe el quinto peor puesto europeo en puntos de atención respecto a los habitantes, el tercer peor puesto en habitantes por trabajador y el segundo peor puesto en número de buzones por habitante.

Visto 142 veces