Martes, 04 Septiembre 2018 08:46

CCOO recuerda a Educación su asignatura pendiente con las monitoras escolares discontinuas a tiempo parcial

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Ante el próximo inicio de curso, CCOO recuerda a la Consejería de Educación su asignatura pendiente con las monitoras y monitores escolares, siendo este un colectivo formado por 632 trabajadores con jornada laboral a tiempo parcial de 8, 12 o 20 horas semanales y que desarrolla su labor en 1.025 colegios públicos andaluces sobre un total de 2.021. Además, 427 de estos monitores y monitoras, 36 en Córdoba, están contratados a tiempo parcial y sus contratos son discontinuos de 10 meses al año.

Con respecto a la labor que desarrolla este colectivo en los centros, en una recientemente respuesta parlamentaria de la consejera de Educación, Sonia Gaya, -como se puede consultar en el Boletín del Parlamento del 22 de agosto pasado-, ésta considera que “los centros de Educación Infantil y Primaria están bien atendidos”.

El Sindicato Provincial de Enseñanza de CCOO de Córdoba rechaza dicha afirmación y recrimina a la consejera -que en su pasado tuvo importantes responsabilidades sindicales en el sindicato UGT-, su falta de sensibilidad y fragilidad de memoria pues ella estuvo personalmente implicada en la lucha y negociación iniciada tras el conflicto provocado por los despidos de alrededor de 700 monitoras, cuyo servicio privatizó en su momento la Consejería.

Según el secretario General del mencionado sindicato provincial, Antonio Sánchez, “es falso lo que la consejera de Educación ha respondido por escrito en sede parlamentaria y es un engaño a la sociedad porque la demanda de monitores y monitoras escolares es una clamor entre los equipos directivos de los centros educativos afectados”.

Igualmente, Sánchez subraya que “la Consejería de Educación perpetúa los recortes y la precarización en forma de mini empleos, ya que los monitores y monitoras, con las jornadas antes descritas, deben atender semanalmente dos o  tres centros distintos, lo que conlleva precarización y mayor ritmo de trabajo”.

En este punto, CCOO recoge la queja de los consejos escolares, claustros o equipos directivos demandando jornadas a tiempo completo para este personal, porque es la forma de que, mínimamente, se cubran las necesidades de los colegios públicos de Infantil y Primaria. “De ahí la falta a la verdad de la respuesta de la consejera”, añade el responsable sindical.

Además, CCOO critica la contratación a diez meses anuales, siendo los propios tribunales quienes se han pronunciado de manera reiterada indicando que la figura del contrato discontinuo en el personal de los centros docentes es un contrato en fraude de ley por la propia actividad de este tipo de centros, que está sujeto a cursos escolares organizados en función de las propias características del alumnado, y es así como la Junta de Andalucía actúa en fraude con el propio Estado al suspender durante dos meses los contratos de estas trabajadoras y trabajadores para que sea el Servicio Público Estatal de Empleo (SEPE), en lugar de ella, quien les abone las prestaciones por esos meses de paro forzoso.

El sindicato reclama a la Junta de Andalucía que aplique las políticas de izquierdas que se le atribuyen al partido que sustenta el Gobierno, homologando al alza las condiciones laborales de los 1.628 monitores y monitoras escolares existentes, a la vez que exige su dotación en todos los colegios públicos de Infantil y Primaria.

Por todo, CCOO insiste en la reivindicación de empleos dignos a jornada y año completos para estos trabajadores y trabajadoras. “Por ello, la reclamación y la movilización van a continuar, máxime, cuando es un colectivo fuertemente feminizado, cuestión que debe tener en cuenta el Gobierno andaluz cuando hable de romper techos de cristal en nuestra sociedad”, apostilla Sánchez.

Visto 34 veces