Viernes, 27 Septiembre 2019 09:30

CCOO afirma que la calidad del empleo sigue siendo la gran asignatura pendiente del sector turístico

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

El Sindicato Provincial de Servicios de CCOO de Córdoba ha celebrado hoy una asamblea de delegados y delegadas y un curso con motivo del Día Mundial del Turismo en la que ha puesto de manifiesto que, a pesar que de las cifras de coyuntura turística siguen batiendo récords de forma consecutiva, la calidad en el empleo sigue siendo la gran asignatura pendiente, con indicadores de precariedad, en forma de parcialidad y temporalidad, por encima de la media nacional, y con un elevado porcentaje de fraude laboral en el registro horario y horas extra sin remunerar.

En ese sentido, CCOO considera que hay una responsabilidad compartida del empresariado y del Gobierno andaluz en esa precariedad y ante ello ha instado al sector empresarial a dejar de buscar aumentar su cuenta de resultados sin repartir beneficios, y ha recordado a la Consejería de Turismo que no solo se trata de hacer promoción turística sino que es importante que en el marco de sus competencias legisle para orientar las políticas y las ayudas a públicas a fomentar el empleo de calidad, de manera que el dinero que va de la administración a los empresarios tenga un retorno social.

En este sentido, la responsable de Hostelería del mencionado sindicato Provincial, Eva Sánchez, ha recordado al Gobierno andaluz el compromiso adquirido en la última sesión monográfica del Consejo de Turismo en la que se comprometió a elaborar antes de final de año, y a propuesta de CCOO, un ‘Plan de actuación por la calidad en el empleo del sector turístico andaluz’ centrado en los siguientes ejes clave: medidas concretas de reducción de la temporalidad y la parcialidad, actuación inspectora y compromiso contra el fraude, cualificación profesional, planes de igualdad, prevención y reconocimiento de enfermedades profesionales, y actuaciones y medidas contra la externalización. “Todo ello con financiación de medidas concretas e incorporando criterios de responsabilidad social en la política de ayudas y subvenciones”, puntualiza Sánchez.

A dichos ejes se deben añadir otros complementarios, como medidas para reducir la estacionalidad turística, apuesta por el turismo social, desarrollo legislativo, refuerzo de la actuación inspectora de turismo y de trabajo, regulación de las viviendas de uso turístico, etc.

En paralelo a este Plan de Actuación, CCOO defiende que se apueste por la “Alianza por un Turismo Innovador y Competitivo en Andalucía”, además de potenciar los espacios de negociación colectiva y la implementación del registro horario desde la participación de los agentes sociales.

En este sentido, la responsable sindical ha dejado claro que la celebración del Día Mundial del Turismo “no debe limitarse a ser una oportunidad para sacar pecho por las cifras de visitantes y pernoctaciones, sino que debe servir para lanzar claramente una apuesta por un modelo turístico andaluz sostenible en su triple dimensión (económica, social y medioambiental), traduciendo el crecimiento turístico sostenido en desarrollo sostenible”. Sobre esta cuestión, Sánchez insiste en que “no cabe hablar de turismo sostenible si no hay empleo decente y salario digno y eso implica una apuesta decidida y concreta por el capital humano, por su cualificación y formación, por su estabilidad y sus derechos”.

 

Los datos de la cara B

Mientras los datos de visitantes y pernoctaciones no dejan de crecer, con un 6,05% de incremento de visitantes hasta agosto y un 3,85% de incremento de pernoctaciones en dicho periodo, a lo que debe sumarse un 5,08% del ingreso medio por habitación disponible (RevPar), los indicadores de precariedad en el empleo turístico -parcialidad y temporalidad- siguen creciendo, unido a situaciones de fraude, externalizaciones y desregulación de determinadas actividades.

El incremento de la parcialidad en el sector turístico andaluz también ha crecido desde el 18,3% en 2008 hasta el 26,1% en 2018, según datos EPA. Mientras en 2008 la población ocupada media del sector turístico andaluz se situaba en 354.100 personas, con un 18,3% de parcialidad (289.200 a jornada completa y 64.900 a jornada parcial), en 2018 la población ocupada se situaba en 399.200 personas, con un 26,1% de parcialidad (295.200 a jornada completa y 104.000 a jornada parcial).

En el ámbito de la Hostelería, que supone cerca del 75% de la población ocupada en el sector, se produce una clara “brecha de precariedad” en comparación con los datos a nivel estatal: Un 47% de temporalidad, 10 puntos por encima del 37% nacional, y un 35% de parcialidad frente al 29% a nivel estatal (presentando, además, un especial impacto entre las mujeres -40,6% de parcialidad, frente al 28,4% de parcialidad masculina-).

Además de los indicadores de temporalidad y parcialidad, que incluyen una parte de falsa parcialidad (jornada efectiva muy superior al contrato), desde CCOO-A se considera que la precarización del empleo en el sector se ha producido también a través del fraude (falsos autónomos, contratos formativos) y de la subcontratación. Una realidad que se ha afrontado sindicalmente en el plano jurídico, de movilización, de denuncia y a través de la negociación colectiva, con avances concretos pero aún insuficientes.

Por último, CCOO ha mostrado también su preocupación por el impacto de la quiebra de Thomas Cook y, especialmente, por las incertidumbres existentes en torno al Brexit.

Datos de Córdoba

Según el informe de coyuntura turística de Andalucía 2018, la provincia de Córdoba recibió el pasado año 1.181.282 visitantes que realizaron 1.956.159 pernoctaciones. Córdoba empezó el año con 197 establecimientos hoteleros y lo acabó con 201, pasando de 5.370 habitaciones a 5.660, con una ocupación media del 53,32%.

Visto 180 veces