Miércoles, 18 Diciembre 2019 11:29

CCOO condena los discursos políticos que alimentan el odio contra personas y grupos por su raza, etnia u origen nacional

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

CCOO conmemora el Día Internacional del Migrante alertando sobre los riesgos ciertos y el peligro de retroceso de los avances alcanzados en nuestra comunidad autónoma en materia de convivencia, y garantía de los derechos humanos conseguidos a lo largo de toda la democracia. El sindicato considera indignante que algunos movimientos y partidos sustenten su discurso y práctica política en el odio y el rechazo y la persecución de las personas por razones étnicas, nacionales o religiosas.

En Córdoba, a fecha de 30 de junio de 2019, 31.193 personas extranjeras vivían legalmente en nuestra provincia, lo que supone casi un 4% del total de la población de la provincia, muy por debajo de los porcentajes de otras capitales y muy lejos de las medias europeas. De ellos, 16.565 eran hombres y 14.628 mujeres, y 24.271 proceden de países de la UE.

El servicio de atención a personas migrantes de CCOO en Córdoba ha atendido este año a más de 350 personas, la mayoría trabajadores y trabajadoras extracomunitarios que “son los que tienen más necesidad de trabajar porque de ello depende la renovación de sus autorizaciones de residencia y trabajo”, explica el responsable de Migraciones, Said Faz quien afirma que “hemos detectado que las personas inmigrantes siguen sufriendo problemas relacionados con el mercado de trabajo, por un lado, y por la normativa en materia de extranjería, por otro, una normativa de extranjería que sigue contemplando la inmigración desde una perspectiva exclusivamente económica alejándose de la realidad social en muchos de los casos”.

En este sentido, Faz remarca que “muchas de las personas con Autorizaciones de Residencia Temporal viven con el miedo de la posible pérdida de estas autorizaciones por no poder trabajar y cotizar lo suficiente. Dicha realidad obliga a muchos trabajadores y trabajadoras migrantes a aceptar condiciones laborales precarias o incluso indignantes para seguir trabajando y cotizando lo suficiente durante la vigencia de sus autorizaciones”.

Además, “en otros casos pueden perder sus autorizaciones por contar con un contrato a tiempo parcial y cobrar menos del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), ya que la normativa obliga a que los salarios de un trabajador o trabajadora inmigrante sea superior al SMI”.

Precisamente a raíz de la subida del SMI, el sindicato ha detectado incumplimientos en materia de Seguridad Social por parte de algunos empleadores y empleadoras, entre ellas, la falta de actualización de las cuotas en el régimen de Empleadas de Hogar, “incumplimientos que se convierten en motivo de denegación de renovaciones de autorización de trabajo”, recalca Faz.

CCOO lamenta desconocer realmente el número de autorizaciones denegadas durante el año 2019, “una situación que devuelve a muchas personas y familias inmigradas a la irregularidad sobrevenida sin tener en cuenta la realidad de dichas familias incluso con menores a cargo”, critica el responsable sindical.

Por otra parte, el sindicato hace un llamamiento a fortalecer y dinamizar todos los instrumentos institucionales disponibles para fomentar el diálogo y la convivencia en nuestra provincia, abordando la diversidad como factor de enriquecimiento y no de confrontación. Para ello, desde CCOO exigimos el diálogo social en materia migratoria con todas las instituciones con competencias (Subdelegación del Gobierno, Junta de Andalucía, Diputación y ayuntamientos) y la dinamización del Consejo de Inmigración del Ayuntamiento de Córdoba así como del Foro Provincial de Inmigración de la Junta de Andalucía para acercar la realidad de las personas migrantes al conjunto de la sociedad.

Asimismo, “hacemos un llamamiento al Ayuntamiento de Córdoba a agilizar los trámites en materia de Informes sobre vivienda, empadronamiento, etc., preceptivos para la renovación de las autorizaciones”, solicitó Faz.

Por último, el responsable de Migraciones de CCOO de Córdoba se refirió a la emigración de la población española joven de alta cualificación, que cada vez más emigra hacia otros países europeos y que supone el grupo social con mayor movilidad, constituyendo el grueso de los desplazamientos anuales de la población española hacia otros países. “La migración de los jóvenes se produce en un contexto de elevado desempleo juvenil y de falta de creación de empleos dignos”, recuerda Said Faz quien advierte de “las nefastas consecuencias de no adoptar medidas para frenar dicha emigración, mejorando su situación social y laboral”.

Visto 240 veces